Secciones
Foros Electrónica
Electrónica Fácil en Twitter
siguenos en twitter
Boletines de correo
Boletines
Sitios recomendados
Secuenciación y primer análisis del genoma de la vaca
 
 


Un consorcio internacional de investigadores ha presentado el genoma de la vaca (Bos taurus). Su plano genético ha sido también objeto de un primer análisis. Esta primera e importante investigación será de ayuda para los esfuerzos encaminados a producir mejor carne de ternera y mejores productos lácteos, y conducirá también a un mayor conocimiento del genoma humano.


(NC&T) La industria del ganado vacuno es sumamente importante para muchos países. Por ejemplo, en el caso de Estados Unidos, hay más de 94 millones de vacas, valoradas en 49.000 millones de dólares.

    Conocer a fondo el genoma de las vacas permitirá a los investigadores comprender la base genética de muchas de sus enfermedades, y puede resultar en una producción más sana de carne y leche, reduciendo el uso de antibióticos en el ganado vacuno.

    Los investigadores del Proyecto de Secuenciación del Genoma Bovino calculan que el genoma de la vaca (Bos taurus) contiene aproximadamente 22.000 genes y comparte aproximadamente el 80 por ciento de ellos con los seres humanos. Los investigadores también han comprobado que, por la organización de los cromosomas humanos, nos parecemos más a las vacas que a las ratas o a los ratones.

    Los análisis, que incluyeron comparar la secuencia del genoma vacuno con los del Ser Humano, el perro, el ratón, la rata, la zarigüeya y el ornitorrinco, aportan nuevos y esclarecedores datos sobre la estructura y la función de nuestro genoma.

    Los resultados del estudio también serán de ayuda para los investigadores que están trabajando en la mejora de la calidad y la seguridad alimentaria de la carne vacuna y los productos lácteos vacunos. Además, la información genómica puede ser empleada para desarrollar mejores estrategias de tratamiento y prevención para las enfermedades que afectan al ganado vacuno. Algunas de esas enfermedades, incluyendo la encefalopatía espongiforme bovina, comúnmente conocida como el Mal de las Vacas Locas, también pueden ser transmitidas, aunque muy raramente, a los seres humanos.

    La raza bovina seleccionada para la secuenciación del genoma fue la Hereford, explotada principalmente para la producción de carne.

    El trabajo de secuenciar y analizar el genoma de la vaca tomó seis años, e involucró a más de 300 científicos de 25 países.

-ENLACES A INFORMACION SUPLEMENTARIA EN INTERNET:
http://www.genome.gov/27531571


Publica esta página en...

Enviar a Facebook  
  


Publicada el 09 de Jun de 2009 - 05:00 PM   

Esta noticia la han leido 603 lectores

powered by phppowered by MySQLPOWERED BY APACHEPOWERED BY CentOS© 2004 F.J.M.Información LegalPrensa
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +