Secciones
Foros Electrónica
Electrónica Fácil en Twitter
siguenos en twitter
Boletines de correo
Boletines
Sitios recomendados
Desvelando las fuentes especificas del fondo cósmico infrarrojo
 
 


Valiéndose de las primeras observaciones con el Instrumento PACS,  a bordo del Telescopio Espacial Herschel de la ESA, unos científicos del Instituto Max Planck para Física Extraterrestre, y otras instituciones, han identificado por primera vez las galaxias responsables de más de la mitad de esta radiación. Las observaciones del Herschel abren el camino hacia un mejor conocimiento de las propiedades de estas galaxias y permitirán rastrear el lado polvoriento de la evolución galáctica.


(NC&T) A mediados de 1990, los científicos analizaron los datos del satélite COBE de la NASA y descubrieron, llegando a la Tierra con la misma intensidad desde todas las direcciones del espacio, una débil radiación en la parte del infrarrojo lejano del espectro electromagnético. Inmediatamente, se sospechó que es la emisión combinada de muchas galaxias distantes en el universo temprano, liberando la misma cantidad de energía en el infrarrojo lejano que nos llega en luz visible de las galaxias a distancias similares. Mientras que la luz visible nos habla de las estrellas en las galaxias, el infrarrojo lejano recoge las emisiones del polvo frío que oculta a las estrellas recién formadas. Sin embargo, la identificación de estas galaxias polvorientas sorprendentemente numerosas ha sido difícil. Los telescopios espaciales son necesarios para detectar las emisiones en el infrarrojo lejano, ya que son absorbidas por la atmósfera de la Tierra.

    El Observatorio Espacial Herschel de la ESA es el telescopio espacial más grande construido hasta la fecha, con un espejo de 3,5 metros de diámetro. El instrumento PACS de este telescopio está diseñado para tomar imágenes de alta resolución del cielo en las longitudes de onda del infrarrojo lejano, que es en donde se recibe la mayor parte de las emisiones cósmicas infrarrojas de fondo.

    Albrecht Poglitsch es el investigador principal del PACS.

    El instrumento PACS ha observado una pequeña parte del cielo, en la constelación de la Osa Mayor, de un tamaño cercano al de un cuarto del tamaño de la luna llena. Ya en estas primeras observaciones, los investigadores han determinado el origen de aproximadamente el 60 por ciento del fondo cósmico infrarrojo de esta región del cielo, detectando diferentes fuentes perfectamente definidas. Y, tal como señala Dieter Lutz, del consorcio de científicos de cinco institutos europeos que han obtenido los datos, esto es sólo el principio. Se harán próximamente observaciones más sensibles, y los astrónomos podrán conocer en detalle las propiedades de las galaxias que producen el fondo cósmico infrarrojo, así como la época de su actividad.

-ENLACES A INFORMACION SUPLEMENTARIA EN INTERNET:
Max-Planck-Gesellschaft


Publica esta página en...

Enviar a Facebook  
  


Publicada el 02 de Feb de 2010 - 11:48 AM   

Esta noticia la han leido 603 lectores

powered by phppowered by MySQLPOWERED BY APACHEPOWERED BY CentOS© 2004 F.J.M.Información LegalPrensa
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +