Secciones
Foros Electrónica
Electrónica Fácil en Twitter
siguenos en twitter
Boletines de correo
Boletines
Sitios recomendados
El azufre en ciertas rocas no demuestra escasez de oxigeno en la atmósfera arcaica de la Tierra
 
 


Las rocas sedimentarias creadas hace 2.400 millones de años a veces presentan una rara composición isotópica de azufre que se ha venido atribuyendo a la acción de la luz ultravioleta sobre el dióxido de azufre producido volcánicamente en una atmósfera pobre en oxígeno. Ahora, un equipo de geoquímicos presenta un origen alternativo para esta extraña composición isotópica, un origen que puede apuntar a una atmósfera temprana rica en oxígeno.
-CUERPO DE LA NOTICIA:


(NC&T) Los investigadores, entre quienes figuran Yumiko Watanabe e Hiroshi Ohmoto, de la Universidad Estatal de Pensilvania, y James Farquhar de la Universidad de Maryland, presentan la posibilidad de que las rocas con un patrón isotópico anómalo del azufre provinieran de ubicaciones submarinas donde fluidos hidrotermales rezumaban desde grietas a través de sedimentos ricos en carbono orgánico y se mezclaban con el agua del océano.

    Los elementos químicos a menudo tienen más de una forma. En tanto que el número de protones de su núcleo siempre es el mismo, el elemento puede adoptar formas con un número mayor o menor de neutrones y por consiguiente un peso atómico diferente. El azufre tiene cuatro isótopos que aparecen de modo natural, no siendo ninguno de ellos radiactivo. Aunque el 95 por ciento del azufre tiene un peso atómico de 32, el otro 5 por ciento está compuesto de isótopos de azufre con pesos atómicos de 33, 34 ó 36.

    Las relaciones entre las cantidades presentes de cada uno de esos tres isótopos de azufre son predecibles a partir de las diferencias de sus pesos, pero en las viejas rocas examinadas la relación es a menudo anómala. Otros científicos habían determinado previamente que el dióxido de azufre reaccionando con la luz ultravioleta en ausencia de oxígeno puede producir el fraccionamiento isotópico anómalo.

    En los experimentos de este nuevo estudio, una mezcla de aminoácidos con sulfato de sodio también produjo la anómala composición isotópica encontrada en las rocas.

    Los especialistas nunca pensaron que el fraccionamiento isotópico anómalo del azufre pudiera ser causado por un proceso que no fuera atmosférico. El nuevo estudio añade ahora una nueva causa potencial de la anomalía, una causa de tipo biológico y térmico. Ahora hay por lo menos dos maneras de que pueda lograrse este fraccionamiento inusual observado en algunas rocas.

    Aunque las bacterias reductoras de sulfatos no producen relaciones isotópicas anómalas, éstas sí pueden surgir a partir de una reducción térmica de sulfatos sumada a restos de organismos simples.

    Los investigadores planean ahora estudiar cianobacterias (algas verdiazules) muertas, para ver si su material orgánico puede promover la reacción térmica que conduce a esas relaciones isotópicas anómalas del azufre.

-ENLACES A INFORMACION SUPLEMENTARIA EN INTERNET:
http://live.psu.edu/story/39167


Publica esta página en...

Enviar a Facebook  
  


Publicada el 21 de May de 2009 - 11:21 AM   

Esta noticia la han leido 1474 lectores

powered by phppowered by MySQLPOWERED BY APACHEPOWERED BY CentOS© 2004 F.J.M.Información LegalPrensa
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +