Secciones
Foros Electrónica
Electrónica Fácil en Twitter
siguenos en twitter
Boletines de correo
Boletines
Sitios recomendados
Éxito de un tratamiento para curar de alergias a los cacahuetes
 
 


Una dosis diaria de cacahuetes administrada cuidadosamente ha sido tan exitosa como terapia para tratar alergias al cacahuete o maní, que ya hay un grupo de niños que terminaron dicho tratamiento y los comen a su antojo, según desvelan unos doctores en el Centro Médico de la Universidad Duke y en el Hospital Pediátrico de Arkansas.


(NC&T) "Parece que a estos niños les ha desaparecido la alergia", explica Wesley Burks, Jefe de la División de Alergia e Inmunología Pediátricas en el Centro Médico de la Universidad Duke. "Esto les da a otros niños y a sus padres la esperanza de que pronto podrán tener un tratamiento seguro y efectivo que les liberará de las alergias a ciertos alimentos".

    Es la primera vez que se documenta tolerancia a largo plazo en niños con alergia al cacahuete por la presencia de cambios inmunológicos clave, según los investigadores.

    Las pruebas de varios indicadores inmunológicos sugieren que el cuerpo desarrolla la tolerancia rápidamente.

    Al comienzo del estudio, los participantes no podían tolerar ni siquiera la sexta parte de un cacahuete. Después de seis meses de tratamiento, ingerían de 13 a 15 cacahuetes antes de experimentar alguna reacción.

    Muchas personas en el mundo (sólo en Estados Unidos ya llegan a cuatro millones) sufren alergia a algún alimento, y de entre éstas, las alergias a los frutos secos como el cacahuete, son las más comunes. Estas personas alérgicas pueden sufrir reacciones muy severas, incluso mortales, frente a minúsculas trazas de cacahuetes, y en países como EE.UU. casi la mitad de las muertes anuales atribuidas a alergias alimentarias se debe a la alergia al cacahuete.

    La Universidad Duke y el Hospital Pediátrico de Arkansas comenzaron a reclutar pacientes en sus estudios hace cinco años, para determinar si con dosis ascendentes de proteína de cacahuete se podía cambiar la respuesta del sistema inmunitario a su presencia. Conviene tener en cuenta que algunas personas son demasiado sensibles a los alérgenos del cacahuete como para poder recibir esta terapia.

    Las dosis iniciales son tan pequeñas como la milésima parte de un cacahuete. De 8 a 10 meses más tarde, los niños están ingiriendo el equivalente a 15 cacahuetes por día. Los niños siguen esa terapia diaria durante varios años y son monitorizados estrechamente.

    Nueve de los 33 niños participantes en el estudio han estado bajo esta dosis de mantenimiento durante más de 2 años y medio. Después de una serie de desafíos alimentarios, cuatro de esos niños pudieron dejar el tratamiento y continuar comiendo cacahuetes.

    Algunos han estado ya sin tratamiento durante más de un año. Los doctores vigilan cualquier cambio potencial a través de análisis de piel, de sangre y del sistema inmunitario.


Publica esta página en...

Enviar a Facebook  
  


Publicada el 06 de May de 2009 - 12:40 PM   

Esta noticia la han leido 984 lectores

powered by phppowered by MySQLPOWERED BY APACHEPOWERED BY CentOS© 2004 F.J.M.Información LegalPrensa
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +