Secciones
Foros Electrónica
Electrónica Fácil en Twitter
siguenos en twitter
Boletines de correo
Boletines
Sitios recomendados
Completada la primera misión del robot Benthic Rover en el fondo marino
 
 


Al igual que los robots exploradores Spirit y Opportunity con sus espectaculares trayectos por la superficie de Marte, un nuevo robot ha causado sensación al pasar varias semanas recorriendo el fangoso fondo oceánico, a unos 40 kilómetros de la costa de California. Este robot, el Benthic Rover, ha proporcionado a los científicos una visión totalmente nueva sobre la vida en el fondo marino. Además, les permitirá documentar los efectos del cambio climático en estas profundidades.


(NC&T) El robot es el resultado de cuatro años de duro trabajo por parte de un equipo de ingenieros y científicos dirigidos por Alana Sherman, ingeniera del proyecto, y Ken Smith, biólogo marino, ambos del Instituto de Investigaciones del Acuario de la Bahía de Monterrey (MBARI).

    El Benthic Rover, con el tamaño y el peso de un pequeño automóvil compacto, se desplaza lentamente por el suelo marino, tomando fotos de los animales y los sedimentos con los que se cruza en su camino. Cada 3 ó 5 metros, el robot se detiene y efectúa una serie de mediciones en la comunidad local de los organismos que viven en los sedimentos del suelo marino. Estas mediciones ayudarán a los científicos a desvelar uno de los misterios oceánicos actuales: cómo los animales que viven en las profundidades del mar encuentran alimentos suficientes para sobrevivir.

    La mayor parte de los seres vivos de estas profundidades se alimentan de las partículas de restos orgánicos conocidas como nieve marina, que descienden lentamente desde las capas superficiales del mar iluminadas por el Sol. Pero a pesar de décadas de investigación, los biólogos marinos no han podido descifrar cómo las pequeñas cantidades de nutrientes presentes en la nieve marina pueden sustentar a los muchos organismos que viven sobre los sedimentos del suelo o dentro de éstos.

    El Benthic Rover tiene dos cámaras experimentales llamadas “respirómetros bentónicos”, que se insertan en el suelo marino hasta varios centímetros de profundidad para medir cuánto oxígeno consumen los organismos que viven dentro de los sedimentos. Esto también permitirá a los científicos calcular la cantidad de alimento consumida por dichos organismos. Al mismo tiempo, los sensores ópticos del robot escanean el fondo marino para medir la cantidad de comida que ha llegado allí recientemente desde las aguas superficiales.

-ENLACES A INFORMACION SUPLEMENTARIA EN INTERNET:
http://www.mbari.org/news/news_releases/2009/rover/rover-release.html


Publica esta página en...

Enviar a Facebook  
  


Publicada el 13 de Oct de 2009 - 11:41 AM   

Esta noticia la han leido 643 lectores

powered by phppowered by MySQLPOWERED BY APACHEPOWERED BY CentOS© 2004 F.J.M.Información LegalPrensa
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +