Secciones
Foros Electrónica
Electrónica Fácil en Twitter
siguenos en twitter
Boletines de correo
Boletines
Sitios recomendados
Un premio desconocido se disfruta mas que uno conocido
 
 


Imagine que usted acaba de ganar un premio. ¿Le gustaría averiguar al momento de qué se trata, o prefiere esperar un poco más a saberlo? Aunque se sienta impaciente y su respuesta a esa pregunta sea que quiere saber ya qué premio le ha tocado, puede que en realidad le resulte mejor esperar. Un nuevo estudio revela que la mayoría de las personas es más feliz cuando debe esperar.


(NC&T) Las personas, al conocer que han ganado un premio, disfrutan de la expectación sobre qué será lo que han ganado, sobre todo si tienen pistas acerca de lo que podría ser. Así lo indican Yih Hwai Lee (de la Universidad Nacional de Singapur) y Cheng Qiu (de la Universidad de Hong Kong). Los ganadores de un premio dedican una parte de su tiempo a imaginarse qué harían con los premios potenciales que pueden haber ganado, y este "consumo virtual” prolonga las sensaciones positivas, y, entre otras cosas, también les hace más receptivos a los mensajes publicitarios.

    Los autores del estudio llevaron a cabo dos sesiones de experimentos distintos, en las cuales los participantes obtuvieron premios en juegos amañados para que los concursantes siempre ganasen, sin que estos lo supieran. Algunos de los participantes supieron de inmediato en qué consistía el premio que acababan de ganar. A otros se les dijo sólo que habían ganado uno de varios posibles premios.

    Los investigadores han llegado a la conclusión de que los consumidores disfrutarán más de su victoria cuando no se les revela de inmediato qué es lo que han ganado.

    Los participantes que, sin saber qué habían ganado exactamente, obtuvieron indicios sobre la naturaleza de los premios potenciales, como por ejemplo que se trataba de un aparato electrónico, respondieron aún más placenteramente.

    También respondieron de modo placentero a premios que eran capaces de evocar en ellos sensaciones mentales con alto contenido sensorial, como por ejemplo bombones. Estas sensaciones no lograban evocarlas premios como por ejemplo una cubertería o un reloj digital.

    Se sabe que los consumidores que se hallan en un buen estado de ánimo, como por ejemplo después de haber ganado algún premio, aunque sea de valor económico modesto, reaccionan más favorablemente a mensajes publicitarios y a actividades relacionadas con la promoción de productos. El nuevo estudio sugiere que si en los eventos promocionales se opta por incorporar elementos que generen en los consumidores una sensación de incertidumbre positiva, estos no sólo se sentirán más satisfechos, sino que además serán más receptivos a los mensajes publicitarios que reciban durante ese periodo de tiempo.

-ENLACES A INFORMACION SUPLEMENTARIA EN INTERNET:
http://www.journals.uchicago.edu/


Publica esta página en...

Enviar a Facebook  
  


Publicada el 27 de Jul de 2009 - 11:55 AM   

Esta noticia la han leido 1241 lectores

powered by phppowered by MySQLPOWERED BY APACHEPOWERED BY CentOS© 2004 F.J.M.Información LegalPrensa
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +