Secciones
Foros Electrónica
Electrónica Fácil en Twitter
siguenos en twitter
Boletines de correo
Boletines
Sitios recomendados
El importante papel de los campos magnéticos en la creación de estrellas
 
 


El mecanismo básico de la formación de estrellas consiste en nubes gigantes de gas y polvo que se colapsan hacia su interior debido a la gravedad, aumentando su densidad y calentándose hasta que se inicia la fusión nuclear. Sin embargo, en realidad, hay otras fuerzas diferentes a la gravedad que también influyen en el nacimiento de las estrellas. Una nueva investigación demuestra que los campos magnéticos cósmicos desempeñan en la formación de las estrellas un papel más importante de lo que anteriormente se pensaba.


(NC&T) Una nube molecular es una nube de gas que actúa como un vivero estelar. Cuando una nube molecular se colapsa, sólo una pequeña fracción del material de la nube forma estrellas. Los científicos no están seguros del motivo, aunque el nuevo estudio parece aportar pistas.

    La gravedad favorece la formación de estrellas al agrupar material. Por lo tanto, algunas fuerzas adicionales deben obstaculizar el proceso. Los campos magnéticos y la turbulencia son los dos principales candidatos. (Un campo magnético se produce por el movimiento de cargas eléctricas. Las estrellas y la mayoría de los planetas, incluyendo a la Tierra, tienen campos magnéticos). Los campos magnéticos canalizan el flujo gaseoso haciendo difícil absorber el gas desde todas las direcciones, mientras que la turbulencia agita el gas, induciendo una presión hacia el exterior que contrarresta la gravedad.

    La importancia relativa de los campos magnéticos frente a la turbulencia es tema de muchos debates. Los nuevos hallazgos estrechan el cerco alrededor del papel de los campos magnéticos.

    Hua-bai Li, del Centro para la Astrofísica (CfA), gestionado conjuntamente por la Universidad de Harvard y el Instituto Smithsoniano, estudió junto a los miembros de su equipo 25 zonas interiores densas, o núcleos de nube, de un tamaño aproximado de un año-luz cada una. Los núcleos, que actúan como semillas de las que se formarán estrellas, fueron localizados dentro de nubes moleculares a unos 6.500 años-luz de la Tierra.

    Los investigadores estudiaron la luz polarizada, la cual presenta componentes de tipo eléctrico y magnético con alineación en direcciones específicas. A partir del análisis de la polarización, midieron los campos magnéticos dentro de cada núcleo de nube y los compararon con los campos en los tenues alrededores de la nebulosa.

    Los campos magnéticos promueven el alineamiento en la misma dirección. Ya que la turbulencia tendería a agitar la nebulosa y a mezclar los alineamientos derivados de los campos magnéticos, el nuevo hallazgo muestra que los campos magnéticos predominan sobre las turbulencias en lo que se refiere a la influencia sobre el proceso de formación de estrellas.

-ENLACES A INFORMACION SUPLEMENTARIA EN INTERNET:
Harvard-Smithsonian Center for Astrophysics


Publica esta página en...

Enviar a Facebook  
  


Publicada el 15 de Oct de 2009 - 11:40 AM   

Esta noticia la han leido 663 lectores

powered by phppowered by MySQLPOWERED BY APACHEPOWERED BY CentOS© 2004 F.J.M.Información LegalPrensa
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +