Secciones
Foros Electrónica
Electrónica Fácil en Twitter
siguenos en twitter
Boletines de correo
Boletines
Sitios recomendados
La turbulencia puede promover la formación de estrellas masivas
 
 


Existen estrellas con decenas de veces la masa de nuestro Sol. El concepto básico del proceso de formación de las estrellas es bien conocido: Una nube de gas cósmico se concentra sobre sí misma, haciéndose más densa y caliente hasta que se inicia la fusión nuclear. Pero, ¿cómo comienza la formación de estrellas masivas? ¿Qué determina cuántas estrellas se forman a partir de una sola nube? La cuestión no es tan sencilla como parece. Cuando se trata de la teoría de cómo se forman las estrellas masivas, todo se vuelve muy especulativo.


(NC&T) Nuevos datos obtenidos mediante el SMA, fruto de la colaboración entre el Observatorio Smithsoniano de Astrofísica y el Instituto de Astronomía y Astrofísica de la Academia Sínica, en Taiwán, están ayudando a responder estas preguntas.

    El SMA permite a los astrónomos examinar las primeras etapas de la formación de una estrella, las cuales están durante ese momento ocultas dentro de envolturas de polvo y gas que bloquean la luz visible. En un nuevo estudio, un equipo de astrónomos del Centro para la Astrofísica (CfA), gestionado conjuntamente por la Universidad de Harvard y el Instituto Smithsoniano, estudió dos de estas envolturas cósmicas ubicadas a una distancia de 15.000 años-luz.

    Una de las dos regiones muestra un calentamiento significativo, indicando ello que ya se han formado nuevas estrellas masivas. La otra región tiene abundante material para formar estrellas masivas, pero muestra escasas señales de formación de estrellas. Está en una de las etapas más tempranas conocidas de la formación múltiple de estrellas.

    "El SMA nos permite ver el polvo y el gas dentro de la envoltura con un nivel de detalle asombroso, así como investigar las etapas iniciales de la formación de estrellas masivas", explica el astrónomo Qizhou Zhang, uno de los autores principales del estudio.

    Comparando los datos del SMA con las predicciones teóricas, los astrónomos pueden poner a prueba la validez de sus modelos sobre cómo se forman estrellas más grandes que el Sol.

    En la formación de una estrella, la fuerza de la gravedad atrae material hacia el interior de ésta y lo condensa. La gravedad también tiende a fragmentar la nube en pequeñas partes, lo cual conduce a la formación de un cúmulo de estrellas. Dicha fragmentación podría, además, inhibir la formación de estrellas masivas. Como resultado, algunos teóricos han venido proponiendo que las estrellas masivas tienen que formarse a partir de colisiones entre protoestrellas más pequeñas.

    Dos fuerzas contrarrestan a la fuerza de la gravedad e impiden la fragmentación de la nube: la presión térmica causada por el calor de las protoestrellas, y la turbulencia. Así resulta posible que las estrellas masivas se formen directamente a partir de la acreción (acumulación de material). Los resultados de trabajos previos sugieren que la presión térmica constituye la mayor influencia, pero en el nuevo estudio del SMA se ha descubierto que la turbulencia es más importante, al menos en las escalas espaciales examinadas.

-ENLACES A INFORMACION SUPLEMENTARIA EN INTERNET:
http://www.scitech-news.com/ssn/index.php?option=com_content&view=article&id=1091:turbulence-may-promote-the-birth-of-massive-stars&catid=34:astronomy&Itemid=34


Publica esta página en...

Enviar a Facebook  
  


Publicada el 27 de Mar de 2009 - 10:01 AM   

Esta noticia la han leido 688 lectores

powered by phppowered by MySQLPOWERED BY APACHEPOWERED BY CentOS© 2004 F.J.M.Información LegalPrensa
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +