Secciones
Foros Electrónica
Electrónica Fácil en Twitter
siguenos en twitter
Boletines de correo
Boletines
Sitios recomendados
Nueva técnica para calcular mejor las edades de los pulsares
 
 


Los astrónomos Bülent Kiziltan y Stephen Thorsett, de la Universidad de California en Santa Cruz, han desarrollado una nueva técnica para determinar las edades de los púlsares de milisegundos.


(NC&T) Se sabe que el método normal para estimar las edades de los púlsares da resultados poco fiables, sobre todo para los rápidos púlsares de milisegundos.

    Una determinación exacta de las edades de estos cuerpos celestes es de importancia fundamental, ya que ello es un paso previo imprescindible para poder llegar a entender la formación y evolución de los púlsares, la física de las estrellas de neutrones, y otras áreas de la astrofísica.

    Un púlsar es una estrella de neutrones con una rapidísima rotación. Es el núcleo derrumbado sobre sí mismo que queda después de que una estrella de gran masa explote como una supernova. El púlsar emite, desde sus polos magnéticos, ondas de radio, así como rayos X y rayos gamma. Como los polos magnéticos no están alineados con el eje de rotación de la estrella de neutrones, los haces de radiación giran de igual modo que los focos de un faro marítimo, enviando pulsos de ondas de radio hacia los eventuales observadores distantes. El período entre cada pulso de ondas de radio se corresponde con la velocidad de rotación de la estrella de neutrones.

    En la mayoría de los casos, la única información que los astrónomos tienen es el pulso de ondas de radio que reciben de estos cuerpos celestes compactos. A partir de esta señal, los astrónomos procuran determinar la edad, la masa y los parámetros orbitales, una tarea muy difícil.

    Los púlsares ordinarios tienden a girar sobre sí mismos unas pocas veces por segundo, y gradualmente, con el paso del tiempo, reducen su velocidad, hasta que su actividad es demasiado débil como para ser detectada. Los púlsares de milisegundos, sin embargo, giran centenares de veces por segundo. Logran estas extraordinarias velocidades de rotación al capturar materia de una estrella compañera con la que forman un sistema binario. El proceso de captura transfiere momento angular de la estrella acompañante al púlsar, lo que acelera la velocidad de rotación de éste.

    Kiziltan y Thorsett han demostrado que el método estándar para calcular la edad de un púlsar puede dar edades muy alejadas de la real, desde diez veces menos hasta diez veces más, cuando se aplica a los púlsares de milisegundos.

    En algunos casos, los púlsares de milisegundos que parecen ser jóvenes pueden tener en realidad varios miles de millones de años de edad. En otros casos, los púlsares de milisegundos jóvenes pueden presentar características virtualmente indistinguibles de las de púlsares que son tan viejos como la propia galaxia.

    Para mejorar la precisión de la técnica convencional, Kiziltan y Thorsett han incorporado en ella una serie de correcciones. Su método mejorado puede ahora dar edades de púlsares más cercanas a las verdaderas.

-ENLACES A INFORMACION SUPLEMENTARIA EN INTERNET:
http://www.ucsc.edu/news_events/press_releases/text.asp?pid=3019


Publica esta página en...

Enviar a Facebook  
  


Publicada el 08 de Jul de 2009 - 01:34 PM   

Esta noticia la han leido 534 lectores

powered by phppowered by MySQLPOWERED BY APACHEPOWERED BY CentOS© 2004 F.J.M.Información LegalPrensa
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +